Destacan artesanos de Ecatepec con obras únicas en su tipo

  • Sus talentos los han llevado a recorrer otros Estados, incluso a muestras y exposiciones internacionales
  • Dirección de Desarrollo Económico, gestiona credenciales que acreditan sus conocimientos

Ecatepec es un municipio lleno de contrastes y entre los vecinos que hacen destacar a la localidad se encuentran los artesanos, que día a día crean piezas únicas que sobresalen por su originalidad.

Tejido en piel, tallado en obsidiana y esculturas hechas con naturaleza muerta son algunas de las obras que los artesanos de Ecatepec realizan, no sólo como una actividad cultural, sino como un trabajo para mantener a sus familias. 

Arturo Concilión Contreras, de 41 años de edad, se dedica a la talabartería -manejo de pieles- desde hace 16 años, cuando su suegro le enseñó el oficio. Abandonó la escuela debido a que nunca fue una actividad que disfrutara, sin embargo sacó adelante a su esposa y dos hijas a través de la venta de artesanías.

“Me siento muy orgulloso de mi trabajo, yo nací en Tlalnepantla pero toda mi vida he estado en Ecatepec, aquí tengo a mi familia y podría decirse que soy de aquí”, aseguró el talabartero.

Gran parte de su trabajo se basa en el tejido de pieles e hilos, los cuales termina como pulseras, collares y hasta bolsas o morrales de piel. No obstante le preocupa la invasión de productos chinos y piratería que emulan los artículos que vende.

Jorge Figueroa Cortés, vecino de Santa María Tulpetlac, es otro gran talento que se dedica a la lapidaria y cantería. Entre sus piezas más destacadas se encuentran obras talladas en obsidiana y otros minerales, incluso con materiales menos convencionales, como huevos de avestruz.

Este joven, de 33 años de edad, dejó la escuela debido a problemas económicos que lo obligaron a trabaja para llevar dinero a su casa; sin embargo, aprendió el oficio de artesano en un taller y a partir de entonces dedicó la mayoría de su tiempo a esculpir y tejer.

“Desde que aprendí la lapidaria y cantería me he dedicado a esto y me ha dado para todos los gastos que requiero, afortunadamente la venta es buena pero tengo que estar en constante movimiento e ir a otros estados como Oaxaca, Chiapas o la Ciudad de México, donde hay mucha actividad comercial”, explicó Jorge.

Adrián Flores Ortiz es un artesano autodidacta de 41 años de edad, quien desde hace más de una década se dedica a trabajar con distintos materiales, principalmente naturaleza muerta, para esculpir figuras animales y máscaras que mezclan la cultura africana y prehispánica.

Detalló que su esposa e hijas le ayudan con esta labor, de la cual se han servido para solventar todos los gastos de la familia; durante el tiempo en el que se ha dedicado a esta actividad, ha realizado más de mil piezas de distintos tamaños, formas y materiales, de los cuales destacan esculturas hechas de madera de mezquite, nopal, astas y cornamentas.

“Gracias a mi trabajo me han invitado a diferentes muestras y exposiciones a nivel nacional e internacional, donde siempre presumo que soy de Ecatepec, porque se dicen muchas cosas de nuestro municipio, pero me gusta mostrarles que no todo es malo aquí”, declaró el escultor.

El gobierno de Ecatepec, a  través de la Dirección de Desarrollo Económico, canaliza a los artesanos con el Instituto de Investigación y Fomento de las Artesanías, de la Secretaría de Turismo del Estado de México, para que obtengan una credencial que acredita sus conocimientos y con la que tienen acceso a múltiples beneficios.

El alcalde Fernando Vilchis Contreras informó que continuamente se abren espacios para que los artesanos de la localidad den a conocer sus productos, con el fin de reactivar la actividad comercial y fomentar la labor de quienes realizan estas obras de arte.